18

Синко адреналиновый криз

  • Опубликовал: Yigitdilbaz
  • Дата: 18.02.2015, 22:58
  • Просмотров: 1673

Capitulo 4

Premoniciones

Un confórtale sueño se apoderó totalmente de la joven Ish, Un sueño… Tan vivido… tan real, que parecía estar ocurriendo realmente. Ish se encontraba en un entorno conocido… Su vieja patria que se había consumido hace dieciséis años atrás. Ella se encontraba junto a sus seres queridos, que habían hecho una diferencia positiva en algún momento de su vida. Nuevamente Ish era una cría, pero esta vez se encontraba con su madre y junto a ella estaba el profesor Grooves hablando con su hermana Yardelley y Snayder. Ish en sus sueños recreo lo que para ella sería un mundo perfecto, producto de los sentimientos más desesperados y profundos dentro de su ser. Enseguida escuchó tras de ella una voz siniestra que captó su atención, al girarse se encontró dentro de una batalla la cual le era familiar. Rápidamente giro en la dirección donde se encontraban sus seres queridos tan solo para darse cuenta que estaba sola. Miró sus manos algo confundida y al mismo tiempo percatándose de que traía consigo su equipo de combate y su armamento. Nuevamente, estando alerta a todo momento. Avanzaba entre los escombros y edificios incendiados, Reviviendo un miedo y un momento creado por su mente. Ella se puso a cubierto tras un muro que tenia de frente y siguió su protocolo de operación, activó su transponedor, y su visor frontal que le permitía detectar el movimiento de enemigos. Siguió caminando por las desiertas calles de la Ciudad escuchando los estruendos sonoros de las armas en la lejanía. De pronto, un leve temblor en el suelo y voces lejanas que estaban acercándose. Ish levanto las orejas hacia adelante y olfateo un poco el aire, detectando la posición exacta de quienes se aproximaban hacia ella.  Inmediatamente buscó cobertura, agachó la cabeza y saco la cámara de su arma para observar fuera del muro. Estaba frente a un tiroteo entre individuos con el color de piel dispareja, y fuerzas  de contención de Ferylands. Ish salió de su cobertura y rápidamente corrió al otro lado de la calle tumbándose en un muro que estaba doblando a una esquina bajo un edificio de apartamentos y siguió observando con el visor de su rifle. Enseguida el temblor en el suelo se hizo cada vez más fuerte y un cañonero de superficie avanzaba de reversa en sentido contrario al de la calle, dándoles cobertura a las tropas que estaban en retirada, el cañonero lanzó un par de ráfagas hacia un edificio lejano destrozando los muros, abatiendo a numerosos soldados contrarios que salían del edificio a toda prisa. De una de las ventanas salió un proyectil disparado en dirección al blindado, el impacto dejó el vehículo muy dañado. Las ráfagas de los rifles empuñadas por las fuerzas de contingencia ferylandienses apuntaron y dispararon a las ventanas. El cañón de 130mm del blindado se posiciono muy por encima de la cobertura de Ish. Un fuerte sonido tras un impacto sobre el edificio desprendió una gran cantidad de polvo y escombros oscureciendo el lugar. Ish aprovechó para cambiar de cobertura e intentar pasar inadvertida y escapar de la zona.

 

Los estruendos de las armas poco a poco comenzaban a menguar, las calles estaban vacías, El soplido del viento y el silencio era perturbador, mientras tanto la noche comenzaba a caer. El comunicador de Ish se apagó, al intentar tomar la señal ya solo se recibía estática. Un sonido entre el viento muy parecido a un eco se escuchó muy suavemente, era la vos sobrenatural de una mujer. …Buussscameeeee…  

Enseguida Ish se alertó y la adrenalina comenzó a fluir en todo su cuerpo, sintió un escalofrió corriendo por toda su espalda erizando su piel. Ella no digo nada, solo trató de saber de dónde provenía la voz. Moviéndose despacio, con el dedo en el gatillo, se encaminaba en las calles que se encontraban totalmente a oscuras, Atenta a cada sonido, solo escuchaba el leve aleteo y los chillidos de las pequeñas criaturas nocturnas conocidas como Nifells como también el chirriante sonido del metal movido por el viento. Enseguida se oyeron pasos apresurados y nuevamente otro susurro que la llamaba de entre los escombros. …Por aquí… …rápido… …Estoooy Aquiii… ¡AQUIII!… Ayudameeee… Ish la observó directamente. Era una entidad extraña escondiéndose debajo de una armadura de combate muy dañada de color arena con una tela desgarrada y una capucha que le cubría toda la cara.

 …Iiish… …Veeen  Aquiiii… …Hacerca…hacercateee…  …Iiish…….  Por aquí… ¡Ish!   ¡Niki! Despierta con un carajo…  ¡Niki!  La joven Sávash despertó mirando a Hunter directamente a la cara.  Se espabilo poco a poco,  pero aun respirando agitada y mirando atemorizada a su compañero.

 -Que mierda hacían ustedes dos aquí escondidos, Los estuve buscando por todas partes… Y espero que hayas dormido bien Niki… Porque vas a necesitar todas tus energías para este recorrido…-

Snayder miro a hunter seriamente.

 -No pasa nada Hunter, es mi culpa- dijo Snayder poniéndose a un lado de Ish.  –No me importa de quien sea la culpa Snayder, repórtate con los pilotos en este momento y tu Niki ven conmigo, te necesito para explorar el Almacén del área seis del complejo de investigación, El grupo zulú  ha reportado creaturas asechando y atacando a las unidades en su zona,  Velorax no lo sé… Pero vamos a investigar que provocó los ataques y buscar a varios de nosotros que se quedaron rezagados por la  conmoción. Cuando termines aquí repórtate de inmediato con la unidad- 

 Ish se le quedo mirando fijamente a Snayder, luego centro más su atención en Hunter que se alejaba para reunirse con los demás. Parecía molesto con ella por no haber estado en el punto de reunión después del despliegue de las tropas. –Parece que alguien se puso furioso, no Niki? Da igual. Pero no quise… bueno ya sabes… despertarte… No me gusta interrumpir el sueño de alguien- Snayder no encontró las palabras para mencionarle a Ish la verdadera razón de que porque no le había despertado.  –No pasa nada Snayder, Aunque hubiera sido mejor que me despertaras… Pero gracias por cuidar de mi, está bien?- Ish le sonrió.

 

–Está bien, Igual… Hurrff… debo regresar con los demás al punto de extracción. Jeje… Esos idiotas no podrán pasar un rato sin mí. Y por favor… No hagas esperar al SI SEÑOR Por más tiempo. Snayder se despidió de Ish con una sonrisa e inmediatamente se dirigió al convoy de naves escolta que estaban acopladas en los muelles del hangar.

Para Ish era muy extraño que alguien se preocupara por ella y más  si ese alguien estaba dentro de la S.O.D.O.M. Tenía muchas razones… Pero nada era seguro, decidió guardárselo para cuando esta misión terminara… si es que lo hacía. Solo se dispuso a seguir siendo amable con su compañero.

Ish camino hasta llegar junto a Hunter que estaba esperándola, enseguida saludó nuevamente a su amigo como normalmente lo hacía  –Haitz Hunter-

-Hola Niki, ¿te has tomado tu tiempo no? ¿Entonces qué… dormiste bien?, ¿Qué hay las pesadillas? Te noté realmente mal después de que despertaras ¿estás bien? ¿Moriste otra vez intentando salvarla? O… ¿Otra vez ese ente?-

-No me agobies con tantas preguntas, pero… Si... Así es… Otra vez ella tras el combate. Sinceramente… Esta vez fue terrorífico… esto empeora a medida que pasan los meses... Cada momento se acerca más y más hacia mí…Ver su cara… Oír esa vos… oír que me nombra… que la ayude... O que la busque… incluso esa melodía que tararea mientras llora… <traga saliva> maldita sea, realmente logra que se me erice toda mi piel. Solo quisiera dormir tranquila casi todas las noches… estoy asustada... muy asustada-

Ambos siguieron caminando por el hangar que estaba algo vacio de personal, ya que horas antes se habían desplegado la mayoría de las unidades por el complejo cero.  Hunter algo conmovido por su compañera Sávash, decidió aconsejarla de que dimitiera por un tiempo de SODOM.

-Te entiendo… Quizá tanto sufrimiento que has visto a estas alturas, Tal vez todo eso esté cobrándote la factura… Tal vez debas dejarlo Niki, Quizá no lo sé. Deberías pedir un tiempo para ti después de esta misión. Hablarlo con Telvorian, Seguro que te dará un permiso. Creo que sería mejor para tu salud, tómalo como un consejo de hermano-

-No, está bien Hunter gracias, Lo tomare en cuenta…-

Hunter puso su mano en el hombro de su amiga para calmarla un poco y decirle que había gente que realmente se preocupaba por ella.

-Está bien, solo con calma ¿sí?-

Hunter al llegar con la unidad rápidamente dio instrucciones a la unidad. -Muy bien muchachos nos vamos en cinco. Llévense solo lo necesario, nos dividiremos en un grupo de dos y uno de tres, ya que los almacenes son muy estrechos y ojo con el movimiento, Se estima que hay criaturas rondando en la zona, eso y algunos Mecas pirateados aun activos. Niki vendrás conmigo, Zimos, Izbik y Beasley ustedes irán detrás y nos cubrirán. Si no  son mecas esperen lo inesperado y no se separen si algo pasa-

Mientras se dirigían a la entrada de los complejos del área cero, Zimos comenzó a contar historias sobre las criaturas con las cuales se había enfrentado en los oscuros bosques de Nithland hace unos meses atrás.

-Genial… vamos a matar bichos, ¿pero qué criaturas supondrían una amenaza para todo un pelotón?-

-¿Sabes cuales? Los malditos Velorax… Beasley, los malditos Velorax. Esos asquerosos demonios… Cuando estuve con Los Zapadores de Nithland, tuvimos que erradicar un nido entero. Hicieron faltan dos pelotones para lograrlo, son criaturas realmente horribles y demoniacas,  como salidas de tu por pesadilla o del mismísimo infierno,  cuando las escuchas en la lejanía su  aullido te  paraliza y te  hiela la sangre… -

Entonces Ish interrumpió a Zimos alterada

-¡Deja los malditos cuentos de soldados por un rato Zimos!, No  soporto escucharte…-

Inadvertida, tras las cajas caminando llego una joven chica Cazhlaniana mas bien una especie conocida como Caucaso para los humanos, La chica venia con la intención de visitar a los amigos de Ish y de paso a ella también. Con toda comodidad se presento sin decir ni un hola, pero alegremente se dirigió a Zimos.

-HA, JAJA. Vamos Zimos, No molestes a Niki con cuentos de Horror. Ya de por si está muerta de miedo. HA jaja, Es broma. Vamos Zi, termina con esa historia, ya me has dejado en suspenso-

-Yar, un gusto en verte… Al menos aprecias las historias. No como Niki… es tan seca como un Sávash…-

Oh... no pasa nada Zimos. Ella siempre está molesta consigo misma, pero aun así la sigo queriendo… jajaja Vamos Nena demuestra algo de amor de vez en cuando hahaha-

-Sí, si Yar… Mucho amor… ya  basta…- Ish levemente no pudo evitar sonreír un poco.

-Así es, así es… Relajada… dejemos que el genio del horror termine con su trabajo…- Ish se cruzó de brazos hacendó un leve gruñido mientras observaba la expresión de Yardelley.

Yo escuchaba sin escuchar las cosas que Zimos decía. Solo guardé silencio mientras tiraba la mirada hacia el piso. Tan solo para anhelar la llegada de ese ser querido que sé jamás va a regresar, que poco a poco se aleja de mí, e impotente viendo como su luz se extingue en un oscuro vacio, no lo entiendo y no sé qué hacer.

Los sueños que tenía eran cada vez más intensos, más terroríficos y mucho más vividos. No sé si tengo razón, pero creo que podrían tener algún significado, o tal vez se trate de otra cosa, me siento realmente nostálgica en ese momento, guardo un gran conflicto en mi interior. Aun así, tengo  que buscar la forma para  librarme  de mis pesadillas. 

Estaba muy distraída mucho antes de comenzar esta misión y tengo miedo de echarlo todo a perder como la última vez en Ferylands. Mirando el panorama que tengo a mí alrededor,  Hunter entiende perfectamente la difícil situación en la que estamos mi especie y yo, pero… los demás no saben nada sobre esto. Tengo que explicárselos, porque en realidad necesito de su ayuda. La cura que estos científicos diseñaron es una bomba de tiempo, pero en nuestras manos. En nuestras manos supondrá la salvación de toda mi especie. Ese es otro motivo por la cual vale la pena seguir viviendo y seguir luchando. Todos aquí hemos sobrevivido a situaciones terribles y esta vez no será la excepción. 

Aun así he logrado tranquilizarme un poco mirando a las personas que tengo a un lado…  aunque no lo sepan… Los respeto. He trabajado un tiempo con ellos… y les he llegado a tomar cierta importancia, en especial al buen Hunter… más que ser el superior de nuestra unidad, es un gran amigo y en más de un solo sentido él ha hecho más por nosotras que nadie en este lugar.

Ish salió de su ensimismamiento poniendo atención nuevamente a lo que ocurría a su alrededor, Hunter estaba esperando nuevos datos del mando, entonces Yardelley mencionó que antes de llegar había grabado la discusión del consejero Marcel de la junta directiva de Technosoft con el Doctor Hakio. Ish al  escuchar el nombre de aquel doctor levantó las orejas instantáneamente y preguntó mostrando gran interés al tema de la discusión. 

-Y que es lo que te trae por aquí Yar ¿no deberías estar con el pelotón de ingeniería?- pregunto Beasley.

-Naa… Andan ocupados instalando una red de comunicaciones y descifrando códigos de encriptación para tener acceso al “Edén” o la instalación 01… Buscaremos la sala de control y la usaremos como base… allí podremos supervisar todos los informes de estado de varios grupos de agentes operativos incluyéndolos a ustedes, también para darles acceso a corredores y zonas bloqueadas pero… Bueno, Herrm… también me topé con el consejero Charles Marcel discutiendo con el Doctor Hakio, activé uno de mis holodrones para guardar su conversación y de paso saber lo que traman -

-Tranquila Yar… respira un poco… ¿El consejero Marcel… El que escoltaban los supervisores? ¿Que querría de Hakio?

-Seguro… nada bueno Beasley. Logré grabar parte del audio. También estuve investigando algo más sobre nuestro estimado doctor Hakio… y parece que él lideró muchos proyectos de bioingeniería, también se que estaba encargado de los niveles más altos y más seguros de la instalación-

- Me imagino que sé de lo que está hablando Yar… La Zileniana que llegó esta mañana sabía que él está involucrado en algo muy gordo… Pero bueno, quiero saber de lo que discutían-

-Un segundo Niki…- Entonces Yardelley hizo unas cuantas pulsaciones en su computadora reproduciendo la discusión entre el Consejero Charles Marcel y el Doctor Joshira Hakio.

 –Pero del fallo en la seguridad automatizada de la instalación, ya nos encargaremos luego. ¿Supongo que ya sabe porque estamos aquí o no Doctor?-

-Por supuesto consejero, Pero supongo que ya sabe la importancia de todo el trabajo que estamos haciendo aquí ¿no es verdad? ¿¡Y… hace falta que lo repita en cada informe que se envía a la junta directiva!?

-No, pero tengo la autorización para ver cada proyecto que se está llevando a cabo  en cada una de nuestras instalaciones, incluyendo toda el área nueve, en especial tengo mucho interés por el complejo de Prometeo -

-¿¡Que la directiva te ha dado acceso a Prometeo, dices!? Hum… No me hagas reír, ¡La directiva no tiene ni idea de lo que hace, ni mucho menos conoce la importancia de lo que hemos estado logrando aquí!… ellos solo quieren simples productos que les hagan llenar sus bolsillos… Pero hay que tomarse las cosas con calma consejero…  Ellos tendrán lo que quieren... desde luego que si…-

-Ya no Doctor… Se le han retirado los fondos científicos y se suspenderán labores hasta no saber qué es lo que está pasando aquí. Estos hombres que hemos traído con nosotros se encargarán de trasladar a todo el personal científico fuera de las instalaciones y nuestros supervisores de disuadir cualquier objeción que tenga. Así evitaremos algunos otros Incidentes. Pero no se preocupe doctor, estos hombres cuidarán bien de usted hasta que termine con la inspección y se haya entregado mi informe en la junta. Ya es hora de comience a hacer las cosas a nuestra manera. Entonces cuando regrese… me explicará la razón de porque movió gran parte del presupuesto científico a los laboratorios de armas. Y hablaremos seriamente de los proyectos que no estaban autorizados… Supongo que no habrá ningún impedimento al darme sus respuestas, ¿No, Doctor?

-Solo si te pasa algo Marcel… como le dije, estamos haciendo algo más que un producto, estamos crenado los pilares para el futuro de la humanidad… y la supremacía en torno a las demás especies inteligentes que hemos encontrado-

-¿Y Tas cuantos incidentes más doctor?-

-Mire consejero… no tiene derecho a destruir nuestro trabajo ni incomodar al personal de la instalación. Aquí van a ocurrir grandes cosas, ya lo verá. Solo apártese de mi camino-

- ¡CUIDE SU TONO DOCTOR!… hablare con usted más tarde. Vámonos, - 

- Lo estoy deseando ya consejero… y cuide su espalda-

Ish analizó la conversación por un instante y comenzó atar algunos cabos sueltos. Tenía una mirada reflexiva, enseguida se levantó de su asiento y hablo abiertamente con la unidad sin vacilar.

- Tengo información sobre algunos proyectos de ese bastardo que afectaron a mi especie y quiero saber hasta dónde más ha metido sus zarpas. Mi pueblo a falta de voz ya ha sufrido innumerables crueldades e injusticias a lo largo de los siglos. Así que estando aquí… no dejaré que vuelva a pasar, no puedo ignorarlo ni puedo dejar que lave sus manos ahora, así que seguiré por mi cuenta hasta tener las respuestas que busco-

Inmediatamente saltó Zimos cuestionando a Ish de forma acusatoria, poniendo en claro que la idea que tenia era un riesgo para la misión, enseguida apunta con su fusil de asalto a la joven Sávash mientras la veía fijamente.

- ¿¡Te has vuelto loca otra vez Sávash!? ¿¡Ehh!? ¿¡EEHHH!? ¿No recuerdas ya lo que pasó en Ferylands? ¿Y otra vez tienes, SII… la misma maravillosa? Por tu culpa mataron a cada uno de nuestros compañeros… amigos… ¿y sabes porque murieron?  ¡POR NADA!-

-Zimos… Muchas veces hay que tomar decisiones difíciles por el bien de la misión. Ahora Hakio… ese maldito va a acabar con toda mi especie… ¡Y NO PUEDO PERMITIRSELO!...

- ¡¿Por el bien de la misión dices?! No lo creo… todos cometieron el error de seguirte—creyendo que eras su amiga… Daniels, Pavel, Crowe, Marshall… ¿Quieres que siga y los nombre a todos? ¡Eh! Eran nuestros amigos y ellos confiaban en ti… y arruinaste a cada uno de nosotros – A ti no te importa nada ni nadie excepto tu supervivencia y ahora dices que tu especie. ¡Por mí los Sávash pueden arder en el infierno y tu estarás allí para darles la bienvenida!-

Erizada desde la cola hasta la cabeza y poniéndose en posición defensiva, Ish inmediatamente responde ante la amenaza de Zimos apuntando su escopeta contra él.

- Escúchame con atención… ¡¡No voy a permitir ni siquiera que lo intentes!! Esta clase de situaciones hacen que la línea entre Aliado y Enemigo sea invisible… ¡Si de verdad vas a  impedírmelo! ¡Voy a convertirte en baja!-

Ish estaba furiosa, en sus ojos se veía el  fuego y la ira, desde luego estaría dispuesta a matar a su compañero si este interfería. Por su parte Zimos no dejaría que Ish pusiera en riesgo la misión ni la vida de sus compañeros otra vez.

Antes de que la situación se saliera de control… Hunter, intervino atrayendo la atención de los dos para evitar que se mataran entre ellos.

-¡Tranquilícense! Calma todo el mundo… ¡maldita sea!... Niki ya van dos en este día, Sé que tu especie esta antes que cualquier otra cosa para ti, pero y habrá tiempo de encontrar lo que buscas. Y Zimos, se que no te gustan las ideas de Niki, pero disparándole no traerá a tus amigos de vuelta… Ahora el que manda aquí soy yo y sus vidas me conciernen a mí. Así que dejen de apuntarse entre ustedes. Espero que haya sido muy claro, o de lo contrario tendré que solicitar sus reemplazos, así que olvídense de los problemas de su pasado y déjenlo en donde debe estar también entierren sus resentimientos o todos sufriremos las consecuencias…-

-¡Maldita sea señor…! ¡AAHGGG!- Zimos bajó su arma y con furia dio un golpe a la columna estructural que tenia de lado.

La  joven Sávash solo podía pensar en una cosa, encontrar y robar los datos e investigaciones que podrían  significar la salvación de su especie.

-Hunter… No dejaré a mi especie como un objetivo secundario y No podre hacer esto sola, Si no  cuento contigo… No importa. De todas formas no puedo obligarte, al igual que ya no puedo seguir con esto…- 

Una sensación de culpa inundó a Hunter, ya que  por una parte debía cumplir con la misión principal y por otra, no podía ayudar a una compañera y amiga en una  situación muy personal.

-Maldita sea Niki… Si te llegara a pasar algo, no me lo perdonaría, pero debemos  cumplir  con este objetivo… Nuestros  compañeros nos necesitan, no podemos abandonarlos a su suerte-

-Y me lo dices a mí… Como sea, avisen si quieren volver… así que suerte con sus asuntos… y Hunter… tras lo que sabias de mí… y por lo que hiciste por Zyra hace unos años… Pensé que lo entenderías-

-Niki de verdad… lo siento. Tratare de estar contigo en cuanto acabemos, por lo tanto… ¿Solo… cuídate  si?-

-Bien, intentare mantenerme con vida… SEÑOR…- Ish deja escapar un gruñido discreto mientras veía que sus compañeros se retiraban y tomaban el monorraíl que los llevaría a la instalación 02, Yardelley atrajo la atención de Ish, ya que parecía que estaba nuevamente perdida en sus pensamientos.

-Hoye Niki… ¿estás bien? Hey ¡Niki…! Aun puedes contar conmigo, puedo monitorear tu posición y desbloquear aéreas con los códigos de acceso del consejero… Digo por si te entereza hehe… Ellos irán a las aéreas restringidas en donde no tenemos jurisdicción, pero si es allí en donde está lo que  buscas, es posible que  puedas seguir su pista… siempre he  dicho que las  cosas  prohibidas son las  mejores –

- Gracias Yar, y si… estoy mejor. Lo que pasó en Ferylands no debió pasar… Gracias de nuevo, tú nunca me decepcionas. Al menos  tienes un  plan…-

-Yo pienso en todo Niki, Se me ocurrió también decirle a Snayder que tu, Damisela en apuros. Necesita  ayuda para cumplir una misión personal. Ah el amor, jaja…-

-Pero  que  dices… El  y yo solo  somos compañeros…-

-Huy… Si como no, Y los  compañeros  de trabajo duermen  juntos… que lindo jajaja-

-No pasó nada enserio, además tu qué haces husmeando en mis asuntos personales-

-Pues por algo se empieza no, jaja además ya he notado desde mucho antes que ustedes se atraen, esas miradas en el comedor, te defiende cuando Zi habla mal de ti y sobretodo que te pones rara cuando lo vez…, de repente se esfuma tu mal carácter, se muchas cosas más, además es un  buen  tipo… no  preguntes  como lo sé, pero se muchas cosas sobre ustedes dos.

-Pues que te puedo ocultar Yar, y si lo hago te enteras de todas  formas. En si Snayder es alguien interesante además de ser el único Sávash en la nave, pero es el  único bastante  loco para  hacer lo  mismo que  yo por  su especie-

-A eso me refiero, Podré contactarlo y le hare llegar cada palabra que me digas, seguro le  interesará mas esta nueva misión que regresar a la  base. Aww una misión en parejas  que lindo no? Jajaja… como dos tortolos en su primera  cita jajaja-

-Eres una maldita manipuladora Yardelley jajaja… Por el amor de Amalith… Ojala que a tu futura pareja no le hagas lo mismo. Pero hablando en serio, parece un plan… esto es  más de lo que teníamos  hace  cinco  minutos. Bien, Yar  regresa a  tu unidad y dale ese mensaje a Snayder cuando puedas-

-Dicho y hecho hermanita, yo me encargare de citarlos haha, bueno… ya… ¿Y qué le dirás a Telvorian sobre lo de separarte del grupo de Hunter?-

-El no tiene porque saberlo, ni debe cuestionar mis asuntos personales, ni mucho menos mis decisiones. Odio tener que notificarle cada vez que vaya a hacer algo, Odio cada vez que dice que debo tranquilizarme y comportarme como una humana  dócil, Cuando lo dice… no lo sé… me hierve la sangre, me pica la piel, pero no es mi elección… solo quiero… grrr… El olvida que soy una variable  de las  Sávash guerreras de Loualia y mi forma de ser es parte de lo que soy, pero él es ciego. Asique los asuntos que conciernen a toda mi especie los hare a mi manera-

-Estas bajo mucha presión por todo esto, mejor céntrate en estos primeros pasos, se que lo harás bien y descuida si pregunta algo Telvorian, protegeré tu coartada. Antes de que me vaya, El consejero fue directo a los laboratorios del área 01, la ruta más directa es por el túnel del monorraíl 729. Cuando llegues a la estación del Edén avísame, tratare de ayudarte de la forma que pueda-

-Bien Yar, si puedes  conseguir apoyo de cualquier tipo te lo agradecería-

Enseguida Yardelley se retiró tomando un asesor que la llevaría a los laboratorios  alpha del área cero, allí se reuniría con su unidad antes de reacomodarse en el centro de mando. Mientras tanto Ish tomó su equipo, empuñó su escopeta y se adentro en los oscuros túneles del monorraíl esperando alcanzar su primer objetivo.

Источник: http://avalanchjml.deviantart.com/

Добавить комментарий

Имя:*
E-Mail:
Комментарий:
Введите код: *
Академик кардиолог амосов
Наверх © 2014 Copyright. ponteiffel.ru